Aquí tenéis el enlace al metrónomo virtual que comenté en clase. Ya sabéis cómo usarlo, así que…, ¡manos a la obra, chicos!

Iremos diciendo algunas cosas sobre este aparato al que tanto le deben los músicos 🙂 y al que a veces tanto odian 😦 . Por lo pronto, hay que ponerse a trabajar con él. Tic, tic, tic, tic…, ahora ya no puede dejar de sonar.

 

Anuncios